Datos personales

Mi foto
Buenos Aires, Argentina
Soy un “yo” alienado en” otros”. Una imagen externa, Ilusoria . Comediante engañosa… que no repara en ciertas “cosas”… Secuela del lenguaje, Un anclaje mi disfraz… En sueños, Tropiezos y libres asociaciones, amortiguo los tirones, rozando mis deseos, aplacando el síntoma neurótico de mi ojo izquierdo; creyendo que no recuerdo… Soy “yo”… lo íntimo a la vez que externo.. Si me busco frente al espejo, encuentro un arco iris de palabras que me naufragan … Voy en busca de la verdad que lucha con ansiedad. Perdiéndome en lo racional, desbordada por pensamientos compulsivos, que andan vivos, y por el guante de seda que en mi cabeza rueda_ acepto el desafío, a pesar del garfio, y de la melancolía.. que en mí desvaría.. Soy “puente y hundimiento”.. como bien diría Nietzsche.

sábado, 6 de marzo de 2010

"Aún me queda tiempo (.....)"

Aún me queda tiempo
de respirar el olor
a lluvia en mis ojos,
de lagrimear
en el escenario
intimándome
a sobrevivir…
con llagas
en los labios…
con un rabiar
amargo en el
estómago..
que me hace
salivar..

Me queda tiempo..
mientras tu ausencia
me sigue
en el vino,
en el delirio,
y en el relámpago
que acontece
a cada instante,
notificándome
que aún…
me queda tiempo,
porque las musas
se han vestido
de rubí,
usan colorete,
realzando
el brillo,
ocultando
el engaño
permanente
de dioses justos
y abstinentes
seguidores
que por corredores
andan
con sus cruces
y blasfemos.. …

Aún me queda tiempo,
de sombrear la
erupción sellada
en mi piel,
porque hay tiempo
para mudar la
espiral
que rodea
al feto
y encoleriza
al volcán…
porque aún
me queda tiempo
de quemarme
con la lava,
resbalándome
con las cenizas
sin previo aviso
de la descarga…

Me queda tiempo
de desnudar
el tiempo llano
en el marco
de la ventana
que por las
noches abro,
porque aún
me queda tiempo
para el reto
que me sugiere
el invitado
del dolor…
Me queda tiempo
para aquello
que me causa
escozor y
desolación!

Me queda tiempo
para sacudir
las idolatrías
sin garantías
que distraen
a ociosos
de pensamiento…
porque me queda tiempo
de mezclarme
en los cuentos
de una chusma,
burlando al viejo
de la bolsa,
contando llantos
para dormirme…
quebrando mandatos,
rompiendo inscripciones
internas que han
parido herederos,
tirándole al viento,
palabras a la marchanta…
andando sin alero,
porque aún me queda tiempo
de no creer en el azar,
ni en mito que legitima
la perplejidad del “hombre”,
ni en la caridad que
anestesia potencias,
volviendo al “ser humano”
un mero junco,
que muere
en su humedad,
pisado
su propia
naturaleza
mortal …

Aún me queda tiempo,
para presenciar
el nacimiento de
nuevas sensibilidades
devenidas de
movimientos sociales
que no se arrodillan
ante el balcón…..
porque aún
les queda tiempo
para luchar…..
porque aún…
me queda
tiempo por revisar,
el tiempo
que llevo
escribiendo,
mientras te espero…

Aun me queda tiempo
y cinco puntos
suspensivos…..

3 comentarios:

ONUBIUS dijo...

El tiempo no da concesiones, no admite de equivocaciones, transmite su velocidad en tiempo real, sin darnos pausas ni adelantos, a conciencia de saberse único e irrepetible, atesorarlo a veces se convierte en toda una osadía, pero bien es verdad que aun disponemos de tiempo y no aprovecharlo, seria un grave error. Me gustaron mucho tus letras...

Abrazzzusss

Caro - (Avelibre) dijo...

Siempre hay tiempo para cambiarlo todo, para ser parte de algo mejor, para eliminar la oscuridad del rincón olvidado, para reabrir la caja de música, para disfrutar del cuento que nos hizo crear a nuestro mundo, para dejar atrás lo que nos hace felices pero no es correcto... .

Siempre hay tiempo para caer en las redes de lo inevitable.

Un gran abrazo mi amiga!

lidia dijo...

ornella,un bellisimo poema, me ha gustado muchisimo...demas palabras para que...escribes como comentas,y eso me habla de una persona que milita,no importa donde,ni como,y tiene la cabezota abierta y ya es demasiado...
mil gracias por comentar,compañera jajaja...
un abrazo
lidia-la escriba